viernes, 17 de julio de 2015

Carta abierta a Manuela Carmena


Estimada Manuela Carmena (te trato con confianza, espero no te moleste)

Quisiera comentarte una cosilla de índole política, algo que yo (y algunos más) echamos de menos en los políticos tradicionales. Los partidos políticos nos defraudaron por la corrupción, porque tiraron la justicia social por la ventana, por la gestión nula, porque sentíamos que no nos escuchaban... pero también porque ninguno de ellos se aproximaba ni por asomo a nuestra "filosofía de vida".

Las personas que habéis alcanzado la Alcaldía de Madrid, donde tú eres la cabeza más visible, "escuchasteis" algunos de esos "cabreos" y supisteis transmitir esperanza a algunos. Pero otros tenemos una "forma de razonar" que nos aleja de vuestro proyecto y por eso, si yo fuera madrileño, jamás os habría votado. Te explico por qué.

Para podernos entender te pido que pierdas un poco de tu tiempo y que observes el siguiente cuadro que les pongo a mis alumnos. El cuadro lo ha "analizado" bastante gente (no solo científicos) y, como primera aproximación, opinan que resume bastante bien las distintas formas que tiene el Ser Humano de afrontar las dudas que le surgen en la vida.


Tipos de realidades que generan interés en el Ser Humano
Concretas y experimentables (fenómenos naturales, tecnología...)
Abstractas y no medibles
(amor, bondad, belleza, Dios...)
Tipos de respuestas frente a las realidades que generan interés en el Ser Humano
Basadas en los razonamientos (en las justificaciones)
CIENCIA
FILOSOFÍA
Basadas en la fe (ausencia de justificaciones)
PSEUDOCIENCIA
RELIGIÓN

Para mí, tomar ALGUNAS decisiones es relativamente fácil, obviamente OTRAS NO. La cosa está clara, si es medible (evaluable, experimentable...) lo que dice la Ciencia es lo que intento aplicar.
En Ciencia existen debates, pero no están centrados en ideas. Se discute sobre si ha habido trampas o errores en la experimentación, si una u otra teoría tienen mejor carácter predictivo... pero no se debate sobre gustos, no se argumenta usando figuras de autoridad... ¡Las cosas funcionan de manera distinta cuando se puede experimentar para comprobar la veracidad de las afirmaciones que cada uno dice!
No creas que somos como "robots" que no tienen libre albedrío, tenemos mucho margen de autonomía porque muchas cosas de vital importancia no son medibles (el amor o la justicia social sin ir más lejos). Esas cosas caen dentro de la Filosofía o de la Religión, ¡la Ciencia sobre esas cosas NO debe de opinar! Y esa es la razón de que haya científicos de derechas y de izquierdas, altruistas y tacaños, creyentes y ateos, con apetitos sexuales dispares, racistas y amantes de la diversidad... Y ninguna de esas opciones te invalidan como científico (aunque opino que algunas sí como persona).
Sabes lo que sí te invalida como científico: tomar decisiones pseudocientíficas, mentir sobre las evidencias, no tomar datos en consideración porque no son de tu gusto... todo eso anula los argumentos que esgrimes sobre un tema. Por esta razón muchos de nosotros nos hemos sentido defraudados por los partidos tradicionales, ya que los políticos votan resoluciones en función del coste electoral y, aunque muchos políticos saben de Ciencia, sacrifican las evidencias en favor de los grupos de presión.
Un ejemplo es el voto por unanimidad del Parlamento Vasco en contra de las antenas. Muchos parlamentarios saben que las evidencias no apoyan que existan problemas derivados por ellas y, pese a ello, votan contra ellas. Mi opinión es que esos comportamientos favorecen fobias que nunca se sabe cómo pueden acabar. Si se quieren tomar determinadas medidas contra alguien o contra algo ¡que se tomen! pero que no se justifiquen en evidencias inexistentes.

Manuela, como máxima responsable del Ayuntamiento de Madrid, creo que tienes que tomar decisiones complejas y seguro van a defraudar a muchas personas. Vaya por delante mi solidaridad contigo (porque creo que eres honrada) y con todos los políticos de buena voluntad de uno u otro partido: ¡es difícil tomar decisiones que afectan a otras personas!

Pero, como he dicho antes, la cosa se simplifica si tienes claro que las evidencias solamente son debatibles con otras evidencias, no con las creencias. No veo bien que un político se deje llevar por sus creencias y legisle a favor de una determinada religión, ¡pero hasta incluso lo veo más decente que legislar a favor de la pseudociencia!
Porque que Dios exista o no puede ser debatible (absurdo debatirlo si uno de los contertulios tiene fe, pero desde luego se puede debatir), pero no es debatible si los organismos transgénicos son perjudiciales para el Ser Humano ¡las pruebas a su favor son aplastantes! (será perjudicial algún uso que se haga de ellos, o hasta incluso alguno en particular, pero no los organismos transgénicos como concepto general). Y no te lo digo yo, te lo dicen personas de tu entorno, te lo dice @PodemosCiencia en un manifiesto que puedes leer aquí.

Poco más Manuela, lo tienes jodido:
· Puedes seguir creencias pseudocientíficas y así defraudarás a muchos.
· Puedes comprender la postura de @PodemosCiencia pero votar a favor de las creencias de tus electores. También defraudarás a muchos porque te comportarás como un partido "de la casta": ¡legislarás para tus "lobbies", no para el bien de tus conciudadanos!
· Y finalmente puedes hacer caso a @PodemosCiencia y tratar de convencer a tus votantes, pero será un debate que no convencerá a la gran mayoría porque son pocos los capaces de abandonar sus creencias. Ya sabes ¡la fe mueve montañas! Conclusión: quedarán defraudados.

Solo una cosilla más. Que a muchos científicos no les apetezca participar en el debate que habéis montado esta tarde a las siete en Madrid no es porque hayan perdido la esperanza de convencer a alguno de los creyentes en las pseudociencias (algunos si han perdido la esperanza pero otros no), es porque presuponen que se usará el debate para dar legitimidad a vuestra postura pseudocientífica.
Ya ha ocurrido en otras ocasiones. Si quieres un ejemplo dramático lee el capítulo 10 de Mala Ciencia de Ben Goldacre (versión en inglés de dicho capítulo aquí). ¡Es alucinante a donde pueden conducir las pseudociencias!
Pero ¡fíjate! Es debatible el asistir o no, es debatible porque queda fuera del campo de actuación de la Ciencia y, por ello, ninguno deja de ser científico al tomar una decisión u otra. Yo por ejemplo opino que es útil y además me alegro que @PodemosCiencia esté por allí para defender su manifiesto.

Nada más. Un saludo y suerte. La vas a necesitar.

Nota final: la presente carta también se la pueden aplicar el resto de los políticos, ¡Mucho bien le haría al país!

Actualización 19/07/2015
De la crónica del debate que ha realizado @puratura (que puedes leer aquí) he extraído el siguiente texto que me parece de gran interés:
"A fin de cuentas, un ciudadano, en base a datos e información objetivable, puede decidir cuáles son sus prioridades o qué nivel de riesgo está dispuesto a asumir en cuestiones que afectan a su economía o su seguridad, por ejemplo. Pero no puede decidir (simplemente porque no tiene la formación suficiente) cuáles son esos “datos e información objetivable”. Para llegar a ese punto, el punto de la “opinión”, es necesario que un grupo de expertos en el tema consensúe la información que se va a ofrecer y sobre la que se va a trabajar: el mínimo común objetivable"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Este blog pertenece a un profesor de Ciencias que ha decidido divulgar, pero eso no quiere decir que no me pueda equivocar y que no tenga defectos.

No me paro mucho (algo sí) a revisar los post porque me cansaría pronto del blog. Por ello puede haber algún "error gordo". No te cortes, si lo encuentras me lo dices, gracias a vuestros consejos podré mejorar.

Por cierto, divulgo por dos razones: para explicar cosas que creo que son importantes y para aprender a explicarlas mejor. Ah! y porque me divierte.

Un saludo. Te invito a comentar